Trató de hablar con Julito, pero él está demasiado enojado con ella porque le mintió por mucho tiempo. Ahora Ángela teme porque Raúl llegue a Chile y le quite a su hijo.

,

¡La ley del hielo para Ángela! Su hijo no le habla porque está muy enojado. Ángela jamás pensó que ocultarle la verdad sobre su padre le traería tantas consecuencias y, como Julito no quiere escucharla, no seguirá intentando hablar con él.

Pero eso no es todo, ya que a lo que más le treme es que Julito siga contactando a su papá y él llegue a Chile con la intensión de llevárselo a Colombia.