Elif está desaparecida y Aliye, su abuela, la busca desesperadamente. Su primer sospechoso es Necdet, por lo que fue a encarlo.

Necdet tiene escondida a Elif y su familia la está buscando de forma desesperada. Aliye se movió  por todas partes, incluso, en la casa del padre de Arzu, pero no tuvo éxito. Al mismo tiempo, intentó ocultarle a Melek que la niña se había perdido, pero ésta se enteró de igual forma.

Con mucho enojo, Melek encaró a Arzu y le dijo que sabía que ella y su padre había planeado robarse a Elif.